¿Cómo puede ayudarte una agencia de Recursos Humanos?
septiembre 8, 2020
Administración de Personal en tiempos de COVID-19
septiembre 24, 2020
5 factores que debes considerar antes de contratar

El talento humano es fundamental para el crecimiento gradual y sostenido de toda empresa, es el capital intelectual que permite mejorar constantemente en cada una de las áreas de la organización y aunque el talento puede provenir de cualquier parte, no es fácil de encontrar sin realizar antes una evaluación minuciosa de los diferentes aspectos y características de los candidatos que buscan formar parte de tu empresa; igual de importante es saber cuándo y dónde introducir nuevos elementos a los diferentes departamentos que lo ameriten, pues se debe atender y respetar el plan inicial de la compañía, pero buscando adaptarse a las situaciones y oportunidades que se presenten.

Sabemos que este tema puede ser un poco complejo en un principio, es por ello, que aquí te contamos sobre los 5 factores que consideramos más importantes antes de contratar a cualquier nuevo elemento para tu plantilla:

  1. Contrata únicamente cuando necesites

Aunque puede parecer muy obvio, el principal punto que debes analizar antes de iniciar cualquier contratación es dimensionar la necesidad del puesto que estás pensando en aperturar. Sabemos que existen momentos en los que tu empresa comienza a crecer rápidamente y logras identificar oportunidades a corto plazo para potenciar tu fuerza laboral, sin embargo, no debes perder de vista el panorama y tus objetivos a largo plazo, así como las verdaderas necesidades actuales de la organización. Es muy común encontrar casos de empresas que comienzan procesos de selección para contratar empleados en nuevos puestos que comienzan a gestarse en el medio debido a cambios en los mercados o mejoras en los procesos y tecnologías; recuerda que tu empresa no necesita lo mismo que necesitan las demás.

2. El plan de selección ideal

Una vez que has confirmado la necesidad de un nuevo puesto en tu organización, el siguiente paso es planificar cómo será el proceso para seleccionar al elemento que mejor se adecúe: ¿Contratación directa, tercerización o movimientos internos? Considera, entre otros factores, las implicaciones legales de cada opción, sus repercusiones dentro de los objetivos de la empresa, tu presupuesto, entre otros, pues cada una de ellas es bastante diferente una de otra. Por ejemplo: promover a un elemento de tu actual plantilla o seleccionarlo para cubrir nuevas actividades y adquirir nuevas responsabilidades puede suponer un ahorro de tiempo y dinero, pero puedes encontrarte con deficiencias en sus habilidades. Por el contrario, contratar un nuevo elemento puede suponer una inversión mayor, pero podrás confiar en que cumple perfectamente con el recurso que tu organización necesita.

Buscar asesoría que te ayude a elaborar el mejor plan de acción. //Fuente: Freepik.es
  1. Analiza sus Antecedentes

Conocer la trayectoria laboral de los candidatos es un paso fundamental para comprender las habilidades que ha desarrollado a través de su experiencia en puestos anteriores, así como, para identificar si cumple con las expectativas de la vacante que tu empresa busca cubrir. Sin embargo, cabe mencionar que en algunos casos necesitarás analizar aspectos más profundos, tales como; los antecedentes penales que te permitirán conocer el grado de confiabilidad del candidato en cuestión, sobre todo en espacios de trabajo que requieren mucha seguridad, o bien, referencias de jefes anteriores que avalen su experiencia y capacidad en tu vacante de trabajo, y en última instancia, información relevante y útil que te permita conocer mejor a tu futuro elemento.

  1. Psicometría y habilidades blandas

Luego de identificar que tu candidato cumple los requerimientos para desempeñar las actividades de la nueva vacante, será necesario verificar que también cumpla con las habilidades blandas que le permitan desarrollarse de manera adecuada y en sinergia con el actual equipo de trabajo. Identificar ciertos aspectos de la personalidad del candidato se alineen idealmente con los de la empresa, tales como:  la capacidad de toma de decisiones, el trabajo en equipo, su actitud de servicio, la resolución de problemas, entre otras, permiten elegir no solo al mejor talento, sino al mejor Recurso Humano.

Contratar elementos que fluyan con tu equipo es vital para el desarrollo de la compañía. //Fuente: Freepik.es

  1. Hambre de crecimiento

Por último, te recomendamos poner especial atención a una característica que hoy en día cobra mucha importancia en las relaciones laborales: las ganas de crecer. Si bien, es entendible que muchos de tus elementos decidan emprender nuevos retos y migrar hacia nuevas oportunidades que se presentan con el tiempo, es responsabilidad de la compañía promover un ambiente que premie el esfuerzo y la dedicación, pero sobre todo que incite el aprendizaje de nuevas habilidades y que estimule el deseo por crecer dentro de la empresa hacia puestos de mayor responsabilidad y alcance. Procura elegir siempre a candidatos que busquen crecer contigo.

En Ética Legal podemos ayudarte con todos los temas que conlleva este proceso de selección y análisis de candidatos, asesorándote y acompañándote en cada punto clave, procurando encontrar el talento que tu empresa necesita asegurando su óptimo desarrollo, una vez que el candidato ideal fuera seleccionado.

Visítanos y escríbenos para conocer más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Necesitas una asesoría?